Feria de Abril de Sevilla > Vacation Marbella

Feria de Abril de Sevilla

La Feria de Abril de Sevilla es uno de los acontecimientos culturales y festivos más importantes de Andalucía, celebrada en Abril, dos semanas después de Semana Santa. Los historiadores hablan de su origen en el siglo XIII cuando Alfonso X otorgó el permiso para realizar dos ferias en la ciudad, una en el mes de abril y otra en septiembre con motivo del santo San Miguel.

El ayuntamiento aprobó esta fiesta de forma definitiva en el año 1847 y desde entonces no ha dejado de ganar importancia. En principio, lo que se buscaba era crear un evento que incentivara el comercio de la ciudad, que atrajo ganaderos que se desplazaron hasta la ciudad con sus animales, pero con el paso de los años pasó a ser también un gran evento cultural dedicado al cante, al baile y demás tradiciones sevillanas distribuyen en miles de casetas llenas de luz, música y color.

Durante la semana de feria la ciudad se llena de farolillos de colores, se pone sus mejores galas y los sevillanos y visitantes se dedican a disfrutar de la música, la comida, la familia y las amistades.

El inicio de la feria comienza con el encendido de miles de bombillas, lo que se conoce «alumbrado» del recinto ferial y la portada de la feria que cada año es diferente y suele representar algún monumento emblemático de la ciudad de Sevilla. Este alumbrado se mantiene así hasta el final de la feria que se clausura con unos espectaculares fuegos artificiales en la madrugada del sábado al domingo.

Durante la feria se baila y mucho. Las sevillanas junto a los trajes de flamenca son una estampa típica de cada día de fiera en cualquiera de las casetas. Todo ello acompañado de los paseos en carruaje que transitan por el real de la feria durante el día. Para los niños y los adultos más atrevidos la “Calle del Infierno” ofrece emoción y diversión con sus cientos de atracciones y música.

Existen dos tipos de casetas. A diferencia de otras ferias como la de Málaga o Córdoba la gran mayoría de las casetas son privadas, reservadas y de acceso restringido (suelen ser para asociaciones, hermandades o familias). Las de acceso libre, se encuentran mayoritariamente en la calle Pascual Márquez y son donde cualquier persona puede entrar a comer, beber, bailar y divertirse.

Otro de los grandes intereses turísticos de la Feria de Abril son los espectáculos taurinos que han estado unidos a la celebración de la feria desde 1847. A partir del Domingo de Resurrección, dos semanas antes de la feria, comienza la temporada taurina en la plaza de toros de la Real Maestranza de Caballería. Los carteles de la temporada taurina son realizados por artistas de reconocido prestigio y de talla mundial.

Ya lo sabes, si quieres disfrutar de la fiesta más vistosa del mundo tienes la posibilidad de hacerlo. En poco más de dos horas estarás en Sevilla de Marbella, si aún no te has animado consulta su web oficial para decidirte a visitar la mejor feria del mundo.

Descubre otras actividades en Marbella y alrededores